Google+

2.11.09

Naturaleza. Desastre ecológico, otro más.

Un incendio se apoderó hoy de una plataforma petrolera y de la torre de extracción de la compañía PTTEP Australasia en el Mar de Timor, tras intentar durante dos meses detener un escape en el pozo y evitar un desastre ecológico.
El fuego se originó cuando los trabajadores llevaban a cabo los trabajos de inyección de lodo en el pozo del yacimiento de West Triton, situado a unos 250 kilómetros de la costa de Australia, para tapar el derrame de crudo."Después de que se interceptara el pozo con éxito se declaró el incendio", explicó la compañía en un comunicado.
PTTEP Australasia, propiedad de la estatal tailandesa PTT Exploration & Production Plc, indicó que su personal no esencial en ambas plataformas, la de extracción de West Atlas y la principal de Montara, había sido evacuado."Todo el personal de las plataformas y de los barcos próximos está a salvo", indicó en un comunicado la compañía con sede en Bangkok y asociada a la china Sinopec en la explotación del yacimiento de West Triton. 

Desde que el pasado 21 de agosto comenzó el derrame de petróleo en el pozo y a una profundidad de 2.600 metros bajo el mar, la compañía PTTEP Australasia ha gastado cerca de 162 millones de dólares en infructuosas operaciones llevadas a cabo por unos 300 trabajadores para conseguir cerrar la brecha por la que escapa el petróleo. "Actualmente las operaciones se centran en reducir la intensidad del fuego", precisó la petrolera de Tailandia.

El pozo ha derramado ya el equivalente a 28.000 barriles de crudo, con lo cual se ha formado una extensa marea negra que amenaza la supervivencia del mayor parque marino del Sudeste Asiático, hábitat y ruta migratoria de ballenas, tortugas y delfines.
Según la responsable de Océanos de la sección australiana del grupo ecologista Fondo Mundial para la Naturaleza, Gilly Llewellyn, el volumen del derrame ha superado los cuatro millones de litros de petróleo y abarca una superficie de 6.000 kilómetros cuadrados, por lo que la marea negra se aproxima al parque marino Mar de Savu, en Indonesia.
El Área Marina Protegida Mar de Savu, establecida oficialmente hace escasos cinco meses, es una de las joyas de la estrategia indonesia para proteger el llamado Triángulo de Coral, un área de seis millones de kilómetros cuadrados entre Asia y Oceanía al que los expertos denominan el Amazonas submarino.

No hay comentarios: